Ella





Magdalena del Carmen Frida Kahlo Calderón, nació en Coyoacan, al sur de la Ciudad de México, el 6 de julio de 1907.

34 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Poco pecho para tanto corazón.

alfaro dijo...

Una de mis preferidas. Una ELLA, con mayúsculas, y su él..., cuando hay una ella grande su él siempre tiene lados oscuros que me desagradan.
Un abrazo, con brisa marina recién traída del mar.

Fran dijo...

Ante todo sinceridad: la foto me parece inquietante y, ella, fea. Ahora bien... como pintora, sin hacer cuadros realmente buenos, fueron creativos, originales, y su vida debió ser dura a la par que apasionante.
Resumiendo: un tres sobre diez a la hembra. Un ocho a la pintora y un nueve a la persona. Nota media: casi un notable.
Saludos.

Isabel Martínez dijo...

Qué jovencita estaba en esta foto la entrañable Frida.
Una gran mujer y una gran pintora.
Un abrazo.

José Antonio Fernández dijo...

No conocía esta foto y es chocante por la pose. Sería interesante saber más de la historia de esta foto.

Bel M. dijo...

Entiendo que haya a quien le parezca inquietante la foto y que suscite reacciones que es a mí a quien inquietan.
Por lo demás a mí me parece hermosa. Es, efectivamente, una Ella que no necesitaba que yo la trajera aquí. El mundo entero sabe lo que ella pinta. Pero no he podido resistirme a rendirle homenaje en su aniversario.

Gracias a todos.

Bel M. dijo...

Y un abrazo.

alfaro dijo...

Cuando un 'macho' puntúa a una 'hembra' me siento como una vaca o una ternerita tierna tierna en una pasarela. El instinto animal que me protege me ha llevado a no consumir carne,y a buscar la cueva, en una de sus paredes colgaría ese cuadro de Frida en que su columna es una escopeta.
Abracísimos, por supuesto 'tiernos'.

Clarice Baricco dijo...

Y se fue en un julio también.
Solamente te queda venir a mi tierra para que te lleve a sus dos casas.
Ven si? Ven.


Abrazos.

PÁJARO DE CHINA dijo...

Y no está muerta todavía. Esa sed que todo lo probaba ...

Gracias, Bel, por tu galería y sus temperaturas. Creo sentir el hilo con el que vas enhebrando las imágenes. Y el por qué.

Un abrazo fuerte.

Bel M. dijo...

También yo soy muy selectiva con respecto a la carne que consumo (no puedo estar más de acuerdo con Alfaro) y, desde luego, ya desde pequeñita me alejaba horrorizada de ciertas prácticas de algunos niños.
Lo malo es que había niñas que, para mi perplejidad, les reían esas gracias. Y de aquellos barros vinieron estos lodos. Todavía muchas lo hacen, y no son precisamente aquellas obvias, no, o no sólo. Habría que ver qué disfraz tan logrado llevan algunas. Acercarse a ellas es como caminar sobre un campo minado.
Por eso me interesaba esa mirada exclusivamente de mujeres sobre mujeres. Qué ocurre cuando se encuentran solas o con la Otra (era eso, Mariel, aunque seguro que si tú has pensado otra cosa, también ha sido certera). Qué ven.
Y lo que ven es desde luego otra cosa que un cuerpo cosificado o una fantasía. Una mirada pensante frente a otra mirada pensante.
Debería tal vez decir que lo siento si esta serie en la que se encuentra totalmente ausente la mirada o la referencia a lo masculino ha agredido a alguien, pero la verdad es que no lo siento en absoluto. Me ha encantado el experimento y lo que me ha enseñado sobre el lugar en que nos encontramos.

La serie se termina. Ahora mismo voy a poner la última.

Muchas gracias y muchos abrazos.

P.S. Ojalá, Graciela.

Anónimo dijo...

No quisiera, Alfaro y Bel, herir susceptibilidades con lo de macho y hembra.
¿No somos acaso animales, aunque racionales? ¿No se nos presenta, para su valoración un producto material -fotografía- que representa a un ser físico amén que espiritual: persona?

Tal vez no sea muy políticamente correcto el término macho o el término hembra... O la puntuación que adjudico (a vuela pluma, un tanto humorísticamente) como repercusión que dicha apariencia tuvo en mí.

Pero entonces, tampoco será correcto llamar al negro, negro y habrá que llamarlo de color así como decolorado al blanco... A orinar -no digamos mear- le diremos miccionar... e iremos por ahí fingiendo que somos seres angélicos, asexuados y sin libertad para valorar íntegramente, bajo el punto de vista que en ese momento escojas, sin cohartarse, de qué manera impactó tal cosa o tal otra, en tí.

Abrazos. Fran.

José Antonio Fernández dijo...

La feminidad de la serie es obvia. Ahí reside su interés.

Bel M. dijo...

Querido Fran:
Tú sabes muy bien que las palabras están connotadas, que ninguna tiene un significado cristalino, puro y original y que esta connotación depende del tono o el contexto en que se digan y de la utilización histórica que de ellas se haya hecho. De modo que no hay utilización inocente de palabra alguna. Las palabras importan.
Por lo demás, la cosa de la puntuación no deja de ser infantil y, en tu caso, por lo poco que te conozco, diría que libre de toda sospecha de pretensión de ofensa en cuanto a la intención consciente. Respecto a la inconsciente, si existía,... eso es algo que yo no puedo saber. Sólo uno mismo puede descubrirlo, si quiere.
En tu descargo además, añadir que de señores con discursos aparentemente mucho más sofisticados sin connotaciones machistas, se infieren a veces auténticos y profundos deseos de humillar lo femenino. Lo necesitan sobre todo para que el deseo funcione. Ya lo explicó Freud en "de la necesidad masculina de degradación del objeto de deseo" o algo así (cito de memoria) y, a pesar de que ya ha pasado un siglo desde entonces, todavía en muchos casos es totalmente vigente.
Finalmente, nada más lejos de mi intención que presentar un semidesnudo de la genial Frida para su valoración. Simplemente encontré esa foto desconocida y para mí hermosa y quise mostrarla, dado que todas las demás imágenes sobre su vida y obra son hasta la saciedad conocidas y ya convertidas en iconos de la moda y la publicidad.
Otro abrazo para ti.

Bel M. dijo...

Me alegro, José Antonio, de que encontraras ahí, precisamente a donde apuntaba, el interés.
Un abrazo.

Fran dijo...

Opino como tú, querida Bel, que las palabras son un símbolo que no apresa lo real y que son muy dependientes del contexto.

Pero sobrevalorar el uso o no uso de determinadas fórmulas conlleva que muchos ¡y muchas! puedan camuflar comportamientos hipócritas gracias a que siguen a rajatabla esas convenciones. Así pueden dañar con más libertad y sin que nadie anticipe los hechos que, en definitiva, son lo que importa. No ocurre que las fórmulas verbales modifiquen los comportamientos; más bien son las convicciones las que configuran un lenguaje.

Seguro que hay gentes con ganas de humillar lo femenino, lamentable e increíble que, además, su sexualidad lo requiera. Pero creo que esos seres son crueles en general. Sádicos, con todo aquel al que crean más débil y sin cualidades morales. Son también trepas y malvados en otros ámbitos sean éstos laborales o privados. Además, diría que ese rasgo no es privativo de los hombres. La crueldad, el abuso, la prepotencia, se da igualmente entre mujeres afines que, cuando creen que pueden, actuan así.

No niego y me repugna toda opresión y, a la mujer, además, me asombra. Tampoco ignoro la postergación social e histórica y el maltrato cobarde a ellas y a ¡niños! me parece el mayor delito. Sólo relativizo y pongo en su lugar, según mi humilde entender, que el uso o no uso de ciertas fórmulas no es lo principal.

En cuanto a la fotografía: podría haberme centrado en los aspectos artísticos de Frida pero sus cuadros no me parecen geniales y su imagen -no por ser mujer si no por ser humano, me da cierto yuyu, repelús o aprehensión. Lo mismo podría pasarme con un varón ¿No debo comentarlo? ¿Porque es mujer y significa que la degrado? Tu pon un varón que me sugiera lo mismo y lo pondré de vuelta y media (Si es que puedo seguir opinando aqui, claro).

Besos.

Bel M. dijo...

Por supuesto, Fran, éste es un espacio abierto y si no quisiera que vinieras o no nos importara tu opinión (aquí me atrevo a incluir a los otros visitantes) no me habría molestado en responder ni en explicarme.
Me he reído con lo del yuyu. A mí así a bote pronto no se me ocurre qué hombre pueda causarte aprensión similar, pero si a ti se te ocurre, me encantaría saberlo. Tal vez podríamos iniciar otra discusión o tal vez estaríamos de acuerdo enseguida...

Amelia dijo...

Hermosa fotografía. Hermosa Frida por dentro y por fuera, hermosa su obra, hermosa su vida dura y valiente, y hermoso lo que ella representa.
Gracias por mostrarla, Bel.

Bel M. dijo...

Gracias a ti por tu visita, Amelia. Me gusta ese comentario como una letanía dedicada a ella.
Sé muy bienvenida.

Amelia dijo...

Gracias. Volveré por aquí.

Belnu dijo...

Es preciosa y mostrarse así, en su delgadez melancólica y a la vez con toda la energía de su mirada, de su ceño famoso, y llena de sensualidad y de oscuridad, de reflexión, de intimidad. Quién hizo la foto? No lo he mirado...

Fran dijo...

A parte de mí persona, que recien levantado rompo los espejos con mi reflejo legañoso y alitósico,
el más repelente que ahora me viene a la cabeza es un personaje friki de la tv que se llama (aba) Pozí.

En el ámbito de la literatura mencionaria la fealdad, supuestamente disuasoría de todo contacto carnal, aunque atractiva para cierta, entonces, joven periodista ¿con ganas de medrar? de mi admirado, literariamente hablando, C.J.Cela.

En comparación, nosotros tres elevamos a Frida a la altura del más excelso bellezón que en el mundo ha habido.

Bel M. dijo...


Belnu:
No he podido averiguar quién la hizo. Encontré la foto sin referencia y aunque seguí buscando para identificar a su autor no lo conseguí.
Sí, a mi también me parece preciosa esa oscuridad y esa luz que tan bien apuntas.
Gracias por tus palabras siempre tan precisas.

-----------------------------------

Fran:

No creo que tu caso, por lo poco que he visto, sea el que cuentas, pero el del sr. Cela... es que me lo has puesto fácil para que estemos de acuerdo.

Otro abrazo.

Conde de Galzerán dijo...

“Lo malo es que había niñas que, para mi perplejidad, les reían esas gracias. Y de. Todavía muchas lo hacen, y no son precisamente aquellas obvias, no, o no sólo. Habría que ver qué disfraz tan logrado llevan algunas. Acercarse a ellas es como caminar sobre un campo minado”


Alguien tenía que decirlo. Y estoy muy contento de que hayas sido tú, Bel.
Yo quería decirlo, pero soy muy cobarde. Y si no es cobardía, es porque uno sabe que en este medio si no se escribe con rigor, es muy fácil que se creen malas interpretaciones. Es difícil Más, si el que lee no conoce a fondo al que opina; es tremendamente arduo poner en disciplina las palabras que uno quiere usar.
De una forma casual,- al menos inconsciente- algo relativo puse yo en Fanzara de lo que se ha cocido luego aquí.
¿Recuerdas mi respuesta última a tu opinión? Yo sin decirlo igual , también te expresaba eso “de aquellos barros vinieron estos lodos”.

Y me reitero, me siento muy complacido de ser amigo de una mujer tan ecuánime y lúcida como tú.

Psd.
no sé quien pudo hacer esa foto, pero no sé que me da, que se la hizo su compañero Rivera.

Ptó

Bel M. dijo...


Mi Conde:
El gusto es mío (y gracias).
A mí se me había ocurrido, más que Rivera, uno de los amantes norteamericanos que tuvo, que era fotógrafo pero, claro ¿por qué no Rivera?
Un petonàs per tu.

Fran dijo...

naaaaa... del montoncillo

De todas formas ahora miro la agenda y te hago un hueco jajajaja

Bel M. dijo...

Sí, en cuanto mis siete hijos estén colocados, lo arreglamos.

javier dijo...

la fotografía es un instante en una eternidad.
No existen mujeres feas (si las hay que se sienten feas en algún momento).
Frida nunca se creyó fea (aunque en algún momento lo insinuara), y nosotros sabemos eso!
Por eso aunque a los cánones de la cultura "barbie", frida sea catalogada como fea, su magia nos atrapa en su mirada, sus brazos nos quieren apretar, y sus pechos nos piden ser besados.

javier desde el sur

Bel M. dijo...

Qué precioso homenaje a la belleza de Frida K. Sin palabras.
Un abrazo, Javier.

santiago tena dijo...

no conocía esta foto

Bel M. dijo...

Hacía tiempo, Santi... buen verano.

Analuka dijo...

Frida, a fantástica, intensa, apaixonada e apaixonante Frida!!!

Beijos pintados e alados e rubros.

Bel M. dijo...

Gracias, Analuka. Aprovecho para desearte un felicísimo año nuevo.

Anónimo dijo...

Una de las mujeres más hermosas que jamás haya existido:
Hermosa por ser mujer
Hermosa por ser una gran artista
Hermosa por tener un alma divina
Hermosa por ser bella, bellísima!!!
Como muy bien dijiste Frida:
"Mi sangre es un milagro que, desde mis venas cruza el aire de mi corazón al tuyo