Mensaje en una botella


El día ha amanecido con una luz tímida, renuente, tras las lluvias de los últimos días. No ha sido una lluvia man
sa y silenciosa de las que humedecen, acariciándolos, los bosques. Ha sido una tormenta oscura, con ventoleras y truenos, casi como las de los días antiguos, cuando la primavera, con sus fieros relámpagos y sus esplendorosos mediodías, bandeaba el alma y la carne. En cualquier caso, un regalo del cielo.

El mensaje dejado en una botella que es un blog, o al menos este blog -hoy lo he comprendido- ha sido recogido. Y no puedo por menos que agradecer también este regalo. No sé con qué frecuencia se oirá mi voz. La intención era mostrar otras voces, otros trazos, que nos recordaran que, a pesar del ruido, del tumulto diario que distrae o se obceca en mostrar su lado menos noble, es posible arrancar cada día algo de belleza al tiempo.


Yves Klein ANT 96, Personas echándose a volar

10 comentarios:

Lentitud dijo...

Agradable sorpresa, la botella y el mensaje.

Bel dijo...

Y para mí que la hayas encontrado, Lentitud.

Un abrazo.

ZenyZero dijo...

Parecía una botella cualquiera. Una de las muchos desperdecios que se acumulan en la orilla después de una marejada. La miraba sin pensar en ella porque todavía me acordaba del bofetón que me dio esta mañana, pero aún así me acerqué.
Sobre la arena asomaba su cuello verdoso y su cuerpo permanecía atascado y semienterrado en la arena mojada. El corcho puesto y me extrañó; dejé de pensar en el bofetón y me agaché para verla mejor. La así, miré al trasluz, y vi un papel en su interior.

Ya en la terraza, con un café sobre la mesa, le pedí al mozo un descorchador. Desahogué el cuello y extraje la nota:

"SI ME HAS ENCONTRADO, DEVUELVEME AL MAR. ME HAS ENCONTRADO, PERO NO TE PERTENEZCO. LA LIBERTAD NO ES ALGO QUE PUEDA QUEDAR VARADO EN UNA PLAYA. SI ESTIMAS LA TUYA, HAS DE HACERME REGRESAR CON LA MAREA".

Pedí al mozo que me trajera un corcho, metí la nota, obturé la boca, apuré el café, pagué y volví a la playa.

Era de noche ya.
Y pensaba en el bofetón, en la botella, y en la libertad.

FIN
Chuff!!

giovanni dijo...

volar y flotar

saludos

Bel dijo...

Zenyzero, a fuer de repetirme, gracias por la visita y por traer hasta aquí esa muestra de humor y tristeza, la tragicomedia que vivimos todos.
También a mí me gusta lo que estás pensando.

Bel dijo...

Exactamente, Giovanni. Mejor síntesis, imposible. Volar y flotar, pero también, como dice un amigo mío, es bueno tener un amarre en tierra.
Cari saluti.

Marta Sanuy dijo...

Bienvenida Bloguera, te estaré visitando y hablaremos de muchas cosas. Veras. Prometen estas amapolas de octubre.

Bel dijo...

Así lo espero, Marta. Un abrazo.

Nuria Ruiz de Viñaspre dijo...

una foto muy gráfica, me gusta mucho
espero que sigas dejando mensajes en esta botella virtual

Bel dijo...

Hola Nuria,
Bienvenida. ¡Acababa de dejarte un comentario en el rasca-cielos!